Qué es una casa domótica

Podriamos resumir todo esto es que una casa domótica es algo increíble, y no decir mucho más. Pero entonces no estaríamos resolviendo nada a las personas que tengan estas dudas.

Si se nos permite caer en la vulgaridad, una casa domótica es un sitio donde vivir es algo ‘cojonudo’. Es una nueva visión de vivienda. En todos los sentidos: es más cómoda, te permite despreocuparte, vives más seguro y puedes gastar el dinero que ahorras en energía para los vermús del domingo. Una casa domótica es un espacio donde el funcionamiento de decenas de cosas funcionan al unísono, automáticamente y sin que el ‘humano’ tenga que hacer nada. Bueno, lo tuvo que hacer previamente. Tuvo que determinar sus necesidades domóticas, encargar un proyecto y programar la casa para que funcione como es debido. También la pueden programar por ti.

Que es una casa domótica

Un hogar del mañana

Una casa domótica es…

… un hogar donde la iluminación se automatiza para que no haya bombillas encendidas donde no hay personas. Para que las luces se enciendan a una hora determinada, pero se apaguen a otra. Una casa donde puedes instalar un sistema de iluminación con diferentes ambientes, que cambien en función del momento o de lo que estás viviendo. Gracias a la domótica puedes hacer que si una bombilla se apaga, una persiana se levante.

es una casa más segura. Por muchas razones. Porque puedes instalar un videoportero que va más allá de lo que has conocido, que identifique caras, que te diga a través del móvil quién está llamando a tu puerta. Y que le puedas abrir o decirle que mejor vuelva en otro momento. Pero, atento, que incluso puedes instalar cerraduras inteligentes que no necesitan llaves para entrar. O cancelas de acceso que saben la hora a la que llegas, notificarle que te acercas a casa o que se abra a tu paso porque te ha localizado.

Y si instalas detectores de presencias, alarmas vía streaming o detectores de catástrofes (humo, agua o gas) tendrás una casa que te avisará de estos males, que llamará automáticamente a los bomberos o que cerrará las llaves de paso sin que tú tengas que decirle que se cierren.

también es una casa más divertida. Porque los sistemas domóticos se pueden enriquecer de tal forma que se conecten a sistemas de entretenimiento, pueden hacer que compartas contenido a través de varias plataformas y no solo a través del móvil. Ya te puedes divertir hasta en la cocina.

Ventajas para la familia

En la actualidad hay muchos elementos que no son exactamente domótica pero pertenecen a la esfera del conocido como Internet of Things (IoT), dos aspectos que cada vez están más unidos por la amplitud de ambos términos. Unos buenos ejemplos de esto son los propios detectores de presencia: colocados de forma individual (sin un sistema conectado detrás) no son domótica. Con los electrodomésticos sucede algo parecido. Hay muchos modelos inteligentes, que se pueden manejar desde el móvil. Pero actualmente ninguno puede formar parte de un entorno domótico.

Pero sí que son elementos conectados. Sí que forman parte de la esfera del Internet of Things, y dentro de una casa con un alto nivel de domotización, pues hasta pueden parecer electrodomésticos domóticos. Estos aparatos encarnan a la perfección lo que debe ser una casa domótica:

  • Ahorran agua y energía. Es decir, son eficientes y consumen solo los recursos necesarios. Y este es un pilar básico de la domótica.
  • Están conectados a internet. En este caso concreto a través del Wifi, ya que ningún electrodoméstico tiene ahora mismo cableado para ello.
  • Se manejan bajo pautas predeterminadas: puedes hacer que la lavadora se ponga a la hora que quieres tener la colada limpia, o decirle al lavavajillas a través de la tablet (estando fuera de casa) que no es el momento de funcionar, que mejor se espere hasta el horario nocturno que comienza la tarifa de discriminación horaria.

En conclusión:

“Se llama domótica a los sistemas capaces de automatizar una vivienda o edificación de cualquier tipo, aportando servicios de gestión energética, seguridad, bienestar y comunicación, y que pueden estar integrados por medio de redes interiores y exteriores de comunicación, cableadas o inalámbricas, y cuyo control goza de cierta ubicuidad, desde dentro y fuera del hogar. Se podría definir como la integración de la tecnología en el diseño inteligente de un recinto cerrado”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies