Cocinas del futuro

Los electrodomésticos han tenido siempre una vocación: hacernos las tareas del hogar más fáciles. Piensa por ejemplo en las pobres manos que lavaban a mano la ropa frotando con agua fría. O en la vajilla que había que lavar  después de una comida navideña con toda la familia. Con un frigorífico, podemos hacer la compra una vez a la semana, porque los productos se conservan perfectamente, por lo que ya no tenemos la necesidad de ir a hacer la compra todos los días como hacían nuestros abuelos o bisabuelos.

Interior, Modern kitchen

Interior, Modern kitchen

La buena noticia es que esto no termina aquí. La tecnología sigue avanzando y los electrodomésticos de ahora aún nos hacen la vida más fácil. ¿Es posible?, ¿más todavía? Después de conocer la cocina del futuro, comprobarás que todavía hay margen de mejora. La realidad es que toda esta tecnología ya existe hoy en día y está desarrollada. Sólo falta que llegue a los hogares y se popularice, como ocurrió con el uso de los electrodomésticos. ¿Quién no tiene hoy en día una lavadora o un frigorífico en casa? Hasta en el pueblo más remoto de nuestro país, las cocinas están equipadas con ellos.

La clave de la cocina inteligente está en nuestro móvil. El móvil es nuestro centro de gestión, nuestro mando a distancia desde el que podemos controlar también nuestra casa. Los electrodomésticos, al igual que los sistemas domóticos, trabajan con una aplicación de móvil. Desde esta app, podemos controlar nuestros electrodomésticos a distancia.

Hornos inteligentes

El horno es un electrodoméstico que usamos poco en España, en comparación con otros países. En nuestro país, preferimos la sartén y la placa, pero el horno es un aparato estrella para cocinar grandes y saludables platos. Hay fabricantes como Siemens que tienen hornos inteligentes. ¿Qué quiere decir esto? Son hornos que nos proponen recetas o nos indican con exactitud la temperatura y el tiempo de cocción que debemos seleccionar para hacer, por ejemplo, un cordero lechal o una tarta de frutos rojos.

beautiful interior of a modern villa

beautiful interior of a modern villa

No es fácil manejar un horno y conocer todos los programas. Por eso, el horno inteligente nos guía y nos dice cómo sacarle el máximo partido.

Al igual que el resto de electrodomésticos inteligentes, podemos controlarlo también a distancia. Por ejemplo, imagina que has salido del trabajo y vuelves a casa para comer. Tienes poco rato, porque debes volver al trabajo o hacer otros recados. Desde tu Smart pone, puedes encender y precalentar el horno para que cuando llegues haya alcanzado la temperatura adecuada para meter una rica lasagna. ¡Ganas tiempo y eso hoy en día se agradece!

Prepara platos sin mover un dedo con los robots de cocina. Algunas placas te darán información sobre recetas y nutrición.

Frigoríficos

Cuando hablamos de electrodomésticos conectados y de última generación, el primero que se nos viene a la cabeza es el frigorífico. Quizá porque es el que más utilizamos y porque está encendido 365 días al año. El principal atractivo de estos frigoríficos, por ser realmente práctico, es que llevan incorporadas varias cámaras.

A través de ellas, podemos consultar el interior del frigorífico desde cualquier lugar, también desde el supermercado mientras hacemos la compra. ¡Cuántas veces nos hemos preguntado si quedarán yogures o cualquier otra cosa en el frigorífico! Con este frigorífico, podremos salir de dudas al momento con un sencillo click en nuestro móvil. Las cámaras hacen fotografías de todas las baldas cada vez que se abre y cierra la puerta, para tener la última versión.

Además, podremos seleccionar las distintas opciones del frigorífico desde el móvil.

Lavadoras inteligentes

Además de hornos y frigoríficos inteligentes, los fabricantes de electrodomésticos tienen también en su catálogo lavadoras inteligentes y conectadas a Internet. Aunque ahora hay modelos que se pueden programar, con estas lavadoras podremos encenderlas desde el trabajo, para que acabe justo cuando lleguemos a casa. De esta forma, la ropa no pasa más tiempo del debido en el interior de la lavadora. Hay lavadoras como las de Siemens que tienen una función para lavar las prendas más delicadas con oxígeno activo como si tuviéramos una tintorería en casa. Y otras que dosifican el detergente, lo cual es muy práctico. No tendremos que llenar el cajetín en cada lavado, con hacerlo una vez bastará. Hasta que se agote.

Como ves estos aparatos aportan inteligencia a nuestro hogar y poco a poco vamos la van haciendo ‘superdotada’. 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies